Estás en FENALPER.ORG:

FENALPER Y U. Externado presentaron herramienta para fortalecer el control social en el país como estrategia para garantizar los derechos humanos y apoyar la lucha contra la corrupción.


La Federación Nacional de Personerías –FENALPER- y la Universidad Externado de Colombia con el co-financiamiento de la Delegación de la Unión Europea en Colombia presentaron en el foro “Retos y desafíos de la Participación Social en Colombia” una herramienta para fortalecer el control social en el país, como estrategia para garantizar los derechos humanos y apoyar la lucha contra la corrupción.

Esta herramienta busca transformar la forma en la que los ciudadanos con apoyo de las Personerías municipales puedan ejercer un control social participativo efectivo y es el resultado del proyecto “Fortalecimiento de las Organizaciones de la Sociedad Civil y las Personerías Municipales para el Fortalecimiento de las Instancias de Control Social Participativo y Vigilancia de la Gestión” que se desarrolló en Santa Marta, Magdalena; Villaicencio, Meta; Neiva, Huila; Buenaventura, Valle del Cauca y Popayán, Cauca. 

De acuerdo con Camilo Fonseca, director ejecutivo de FENALPER, la herramienta será digital, de fácil acceso a cualquier persona en el territorio nacional y permitirá dinamizar, visibilizar y fortalecer las acciones en materia de control social participativo y vigilancia de la gestión pública que adelantan diferentes actores, a la vez que facilitará el libre acceso a la información pública, así como a modelos y formatos de requerimiento de información y remisión de casos que apunten a generar un efectivo control social en los territorios.

Fonseca señaló que para llegar a la herramienta se realizó un diagnostico con la Universidad Externado en las regiones, para identificar los principales obstáculos para participar en los territorios en todas las instancias presentes a nivel local, determinando que existe una falta de conocimiento técnico por parte de la ciudadanía para que su participación genere incidencia. Así mismo, recalcó que en el 2017 las veedurías ciudadanas de estos municipios interpusieron 251 acciones, de las cuales sólo el 19% tuvieron incidencia y efectos positivos en materia de control social, mientras que el 81% de las acciones no lograron su objetivo de tener un impacto positivo.

Por su parte Antonio García, de la delegación de la Unión Europea en Colombia, resaltó la importancia de establecer relaciones entre la ciudadanía y los mecanismos de participación. “La Unión Europea está promoviendo la gobernanza territorial con sentido público, este proyecto es la expresión de un convencimiento de que el fortalecimiento del Estado de Derecho debe ser apoyado”.
 
De este espacio participó Javier Ossa Santamaría, contralor delegado para la Participación Ciudadana de la Contraloría General de la República, quien señaló que uno de los retos de la Contraloría es el fortalecimiento de la relación de la entidad con la ciudadanía para que exista una relación efectiva entre el control fiscal y el control social.

A su turno, Juber Ariza, secretario general de la Procuraduría General de la Nación, manifestó que “es importante recuperar la ética o el país se derrumba”. Ariza señaló la defensa de la vida como el principal reto de la lucha contra la corrupción, “Han matado más de 360 líderes sociales, es una vergüenza para el país”.

Por su parte Sandra Lorena Cárdenas, presidenta de Fenalper, señaló que el control social tiene que tener un componente de equidad de género en su participación, “Sí hacemos un balance entre las veedurías y quienes las integran, las mujeres tiene una participación menor al 10%”.

El foro “Retos y desafíos de la Participación Social en Colombia” se cerró con dos paneles de discusión que permitieron entender cómo se está dando el control social participativo en el país. 

Matilde Ceravolo, jefe adjunta de la Cooperación de la Unión Europea, presentó al final del evento las conclusiones señalando que unos de los principales problemas es que los ciudadanos no pueden acceder a la información y que las instituciones no la suministran, “el reto de la institucionalidad es ser más transparentes y tener mecanismos claros de rendición de cuentas”.

“la inclusión y la participación de todos los grupos es muy importante, en especial la mujeres, si no se están dando espacios adecuados de participación hay que detenernos y mirar por qué”, puntualizó.

 

 


 

 

Twitter